¿Qué son las Ideas Delirantes?

Las Ideas delirantes son pensamientos erróneos que tienen lugar en la mente de la persona. Su origen es psicopatológico (es decir, a causa de un trastorno mental). El sujeto está totalmente convencido de que sus ideas son ciertas, son verdaderas. Suelen ser inalterables, no pueden ser modificadas por la experiencia. La persona está convencida que la realidad es como ella la ve, y los demás están equivocados. Las ideas delirantes son causas de inimputabilidad, ya que la percepción de la realidad se ve perturbada.

Principales ideas delirantes:

  • Místicas: La persona se siente elegida para una importante misión religiosa. Siente que ha sido poseído y tiene poderes sobrenaturales. Puede ser en sentido positivo, la persona lo percibe como una sensación agradable y sentirse contenta de haber sido elegida. O puede tener una connotación emocional negativa, en este caso sentirá que los dioses le están castigando. Son pensamientos propios de las esquizofrenias.
  • De persecución: Son las ideas delirantes que se dan con más frecuencia. La persona se siente perseguida. Piensa que quieren maltratarlo, envenenarlo, abusar de él o matarlo. También el miedo puede ser psicológico, que quieren difamarlo, desprestigiarlo o dejarlo en ridículo. Es muy típico de la esquizofrenia de tipo paranoide y de los trastornos delirantes.
  • De control: Se siente que su mente y sus pensamientos está siendo controlados. Alguien lo está espiando y conoce todos sus movimientos. Se da en esquizofrenias.
  • Celotípicas: Convicción sin fundamento de que pareja es infiel o de que todo el mundo quiere engañarlo. Debe estar siempre en alerta. Se da en casos de alcoholismo crónico y Trastorno delirante.
  • Erotomaníacas: La persona se siente amada por una persona famosa o de rango superior y organiza toda su vida en base a esta idea. Piensa que todos se quieren acostar con él o que alguien lo persigue con intenciones sexuales. Es un delirio crónico que se da en el trastorno delirante.
  • De culpa: Se siente miserable y culpable de todos los males ocurridos. Puede sentirse culpable por hechos ocurridos incluso antes de su nacimiento o de alguna cosa que según él pasará en el futuro. Piensa que merece estar mal por estos daños que ha causado o causará. Se da en el Trastorno delirante.
  • Megalomaníacas: Se piensa que se tiene una gran fortuna o un puesto influyente. Se siente el rey del mundo o alguien realmente irresistible para los demás. Se da en Trastorno delirante
  • De ruina: En Depresiones severas, la persona tiene un sentimiento de insoportable pobreza. Piensa que la única cosa que le reserva la vida son desgracias.
  • Hipocondríacas: Se tienen extrañas sensaciones corporales o se sienten muertos. Acude constantemente a centros sanitarios convencidos de sufrir todo tipo de enfermedades. Típico en personas con depresiones severas.

 

La vida de la persona con Ideas Delirantes

Cuando una persona padece ideas delirantes, éstas invaden su personalidad y su forma de comportarse. Su idea es ahora el eje de su vida. Vive el día a día en base a su idea y no ve más allá.

Su vida se ve interrumpida. Antes de tener las ideas delirantes era de una forma, pero una vez aparecidas, será de otra.

Una persona tiene ideas delirantes de tipo místico, pensará, por ejemplo: “he sido elegido por Dios para salvar el mundo”. A partir del nacimiento de esta idea, enfocará todas sus acciones en seguir ésta misión.